jueves, 21 de junio de 2007

Noche de San Juan

Se acerca ya la noche más mágica, el solsticio de verano o el día más largo del año.

En muchos países se celebra esta fiesta de origen pagano de muy diversas formas pero siempre rodeada de un halo de misticismo y brujería que, para aquellos que como yo se pirran por una buena historia con pactos con el diablo de por medio, disfrutarán desde el ocaso hasta el alba.

Grandes piras de brillantes llamas, danzas profanas a su alrededor con el enigmático rumor del mar como único testigo. Ritos y hechizos enterrados, quemados o guardados en bolsitas de terciopelo; deseos gritados a la medianoche. Relatos cargados de misterio, antiguas leyendas, bajo el cielo estrellado de un bosque perdido. Cohetes y ensordecedoras tracas en la ciudad. Todo pensado para pasar unas horas que te harán escapar de la monotonía e incluso soñar, que cualquier cosa que anheles podría hacerse realidad.

No te duermas, debes estar alerta, pues en esa noche todo puede pasar.

1 comentario:

Dolors dijo...

No te duermas, debes estar alerta, pues en esa noche todo puede pasar.....

Snifff y tanto que todo puede pasar, como que te revienten el buzón con un petardillo o , mejor dicho, peaso cohete T_T
EA, ya hemos sobrevivido un año más !!!!! ;-)

Bsotesssss y sigue así que me encanta leer tus comentarios :)
Dolors